Homilía 2 Agosto: Iglesia critica aborto, matrimonio igualitario, déficit fiscal, pensiones de lujo y violencia

0
1465

Aarón Chinchilla EP. | Durante la tradicional homilía del 2 de agosto, la Iglesia Católica criticó fuertemente el aborto, el matrimonio igualitario, “la ideologización de la educación” y la violencia en las calles.

Otros puntos que fueron censurados por la cúpula católica fueron las pensiones de lujo, la pobreza, corrupción y déficit fiscal. 

En el marco de la misa del día de la virgen de Los Ángeles, el obispo de Ciudad Quesada, José Manuel Garita, señaló que “la promoción del aborto que se está realizando es de carácter vergonzoso“.

“La promoción del aborto no es más que matar la vida del indefenso que está en el vientre de la madre (…) me dirijo a las personas de buena voluntad y recta conciencia. En esta ocasión , les digo: trabajemos y comprometámonos (…) en el respeto irrestricto de la vida humana desde la concepción hasta su fin natural, descartando absolutamente el crímen del aborto, llámese como se llame, o como lo quieren llamar

De igual forma, Garita pidió a los católicos que tienen “responsabilidad legislativa, ejecutiva y judicial que trabajen juntos en mantener y preservar el matrimonio tradicional”.

“En la conservación y fortalecimiento de la familia tal y como Dios  la ha concebido, basada entre el varón y la mujer”.

El Obispo su preocupación respecto a ciertas condiciones que “afectan a la condición humana”.

“Hoy en esta fiesta de comunión nacional y eclesial, los pastores de la iglesia católica costarricense queremos hacer eco del valor fundamental de la dignidad de la persona humana y de las situaciones que nos preocupan (…) como pueden ser el odio y la división, la intolerancia y la discriminación, la corrupción, los privilegios escandalosos de algunos pocos- llámense salarios y pensiones de lujo, pluses salariales, anualidades o como sea-, el exceso o defecto de autoridad para desestimar o encubrir situaciones graves en el ejercicio de la función pública, La drogadición, el narcotráfico, etc.

En su reflexión, Garita, manifestó la solidaridad con Nicaragua y pidió el cese a la violencia en el país del norte.

“Esta celebración es motivo para pedir la solidaridad, la paz y la justicia en Centroamérica (…) Imploramos para que cese toda forma de violencia y pedimos especialmente por nuestro hermano país de Nicaragua. Desde la experiencia del Beato Mons. Óscar Arnulfo Romero, quien clamo por justicia y cuya vida fue de santidad y martirio, depositamos las súplicas de nuestros hermanos nicaragüenses”.

En dicha homilía participaron el Presidente de la República, Carlos Alvarado, la Primera Dama, Claudia Dobles, miembros del gabinete, Diputados de la República y José Domingo Ulloa, Arzobispo de Panamá.

 

Commentarios

commentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí