Romero Jucá en conferencia de prensa, explicando su renuncia tras la filtración del audio.


Redacción | EP. El ministro de Planificación, Romero Jucá, del nuevo gabinete del Presidente de Brasil, Michel Temer, ya tiene su primera baja, tras un escándalo de conspiración contra la exmandataria Dilma Rousseff.

Jucá renunció a su cargo tras la filtración de un audio de una conversación en el que conspira para promover un juicio político contra Rousseff y así evitar la investigación contra la gigante estatal Petrobras.

En dicho audio, fechado en marzo, se escucha a Jucá hablando con el expresidente de la empresa estatal Transpetro, Sergio Machado, a quien le sugiere que un cambio de gobierno podría servir para generar un “pacto nacional”.

“Esta noche apelaré en el Ministerio Público Federal. Por ello, desde mañana (martes) abandonaré mi cargo en espera de que la Justicia se pronuncie sobre mi caso. Tengo total confianza en el presidente Temer y estoy muy tranquilo por lo que hice”, manifestó Jucá a la prensa este lunes.

Sin embargo, todo parece indicar que dicha conversación estaría relacionada con la intención de obstruir la investigación por corrupción que se lleva contra Petrobras.

El ministro de Planificación reconoció ante los medios que sí sostuvo la conversación divulgada en la prensa, pero señaló que sus palabras “fueron sacadas de contexto”.

Dilma Rousseff fue suspendida recientemente de su cargo por un período de 180 días para afrontar el juicio político, sin embargo la exmandataria sostiene que todo se trata de un Golpe de Estado bien articulado desde la derecha brasileña.

COMPARTIR POR WHATSAPP Y OTRAS REDES SOCIALES

Commentarios

commentarios

No hay comentarios

Dejar respuesta