Autoridades policiales de Tailandia encontraron los restos de los cachorros de los animales.

PATROCINADO

Allan Madriz| EP. Una inspección realizada en el “Templo del Tigre”, un recinto de Tailandia que atrae a miles de turistas, permitió descubrir los restos de 40 tigres cachorros congelados, según se dio a conocer este miércoles.

El “Templo del Tigre”, situado en la provincia tailandesa de Kanchanaburi,  es un lugar dirigido por monjes y tiene gran éxito entre los turistas, encantados de fotografiarse junto a los felinos.

Las autoridades policiales de ese país confirmaron el descubrimientos de los cadáveres de los cachorros de tigre, los cuales fallecieron uno o dos días después de nacidos; por lo que el lugar fue clausurado.

El departamento de Parques Nacionales de Tailandia anunció que presentará una denuncia contra los responsables del templo por “conservación ilegal de cadáveres de animales”.

La carne de los tigres todavía se utiliza de forma habitual en la medicina tradicional china, cuya demanda promueve un tráfico ilegal en torno a estos animales en todas las naciones del sudeste asiático.

Varias ONGs y la revista “National Geographic” habían acusado en repetidas ocasiones al “Templo del Tigre” de promover el comercio ilegal de especies protegidas y la venta de tigres.

COMPARTIR POR WHATSAPP Y OTRAS REDES SOCIALES

Commentarios

commentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here