Esta pancarta desató el enojo de Gonzalo Ramírez, presidente de la Asamblea Legislativa.

Elvis Martínez | EP. Un grupo de la comunidad LGBTI que protestaba en la Asamblea Legislativa fue reprimido la tarde de este lunes por mostrar una pancarta en la que Alvarez Desanti y el actual presidente de la Asamblea, Gonzalo Ramírez, se besan.

Sin identificarse, un grupo de guardas, retiró los carteles que los manifestantes habían colocado en los ventanales de la barra del público, sitio que históricamente ha servido como lugar de protesta de la ciudadanía que están en contra o a favor los diferentes proyectos que se discuten.

Este grupo de personas de diferentes colectivos, entre ellos el Frente por los Derechos Igualitarios (FDI) que luchan por la igualdad de derechos, protestaban por la elección del pastor ultraconservador, Gonzalo Ramírez, como Presidente de la Asamblea Legislativa, elección que se dio gracia al apoyo mayoritario tras negociaciones con el PLN.

La acción del Presidente de la Asamblea Legislativa fue catalogada como una entera violación a los Derechos Humanos, entre otros, el derecho a la protesta y a la libertad de expresión. Una censura, principalmente por tratarse del primer Poder de la República donde debe prevalecer la libre expresión.

La indignación de los manifestantes subió de tono, luego que la diputada Patricia Mora del Frente Amplio, desde el Plenario pidiera a los manifestantes más respeto e invitara a quitar la pancarta.

“…Me reuní para consensuar una agenda, pero creo que el respeto debe de imperar y no me parece que sea necesario que pongan la pancarta”, expresó Mora.

La censura y represión contra este grupo de la comunidad LGBTI se da un día antes de que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) escuche este 16 y 17 de mayo las más de 50 argumentaciones antes de responder a la “Opinión consultiva” que formuló el Estado de Costa Rica hace un año sobre cómo interpretar la legislación costarricense respecto a los derechos de las personas LGBTI. Eso previo a la Convención Americana de Derechos Humanos (CADH), cuya normativa Costa Rica debe cumplir, independientemente de quien esté en el poder.

Las dos audiencias que se efectuarán en la CIDH analizarán el derecho de las personas a modificar su nombre de acuerdo a su identidad de género y el procedimiento para conseguirlo. Además, se discutirá sobre los derechos patrimoniales derivados del vínculo entre personas del mismo y la necesidad de crear una figura que llene el vacío legal al respecto.

Durante las audiciencia de la CIDH participarán nueve países de latinoamérica; Bolivia, Brasil, Argentina, Colombia, Guatemala, Uruguay, Panamá, México y Costa Rica, así como representantes de organismos internacionales, asociaciones, organismos no gubernamentales, entidades académicas y defensores de Derechos Humanos.

COMPARTIR POR WHATSAPP Y OTRAS REDES SOCIALES

Commentarios

commentarios

Compartir
Periodista y productor audiovisual. Ha trabajado por más de 17 años en varios medios de comunicación de Costa Rica tanto en radio como en prensa escrita y digital, asignado en coberturas de temas políticos, sociales, económicos y tecnológicos. En la actualidad, dirige El Periodicocr.com y es periodista fundador de la Agencia de Prensa Costarricense (APC).

1 Comentario

  1. Si piden respeto primero respeten. Siempre este grupo particular de personas haciendo el ridículo. Si son serios los trataran con seriedad pero si siguen ofendiendo a las personas decentes con acciones tontas, nunca los van a aceptar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here